Rueda de prensa Presentación Onésimo Sánchez

29 diciembre 2022 | Por Redacción | Categoria: 1ª DIVISION RFEF, Fútbol

Onésimo Sánchez

Onésimo Sánchez ha comparecido hoy en la rueda de prensa de su presentación oficial. El técnico vallisoletano tomó las riendas del equipo el pasado 27 de diciembre, día en que dirigió su primer entrenamiento con el equipo. El nuevo entrenador balearico tiene la intención de cambiar la dinámica del conjunto blanquiazul, actualmente en la decimoquinta posición en la tabla, y acercarlo a las plazas de privilegio.

Previo a las declaraciones del nuevo técnico de la entidad balearica, el director deportivo Patrick Messow ha dedicado unas palabras al nuevo entrenador.

Patrick: «Hoy presentamos al nuevo entrenador: Onésimo Sánchez. Lo conocéis bastante, creo que no hace falta explicar mucho porque creo que es muy conocido tanto como jugador como entrenador. Lo conocimos más que bien en un play-off donde nos enfrentamos al Toledo, a partir de ahí hubo un contacto entre nosotros. Nunca se había dado la oportunidad de poder trabajar juntos pero ahora estoy muy contento de que se haya dado esta circunstancia. Siempre hemos tenido contacto y tener un entrenador con tanta experiencia en la categoría como también en una categoría superior es un orgullo. Estamos convencidos de que es el entrenador perfecto ahora para darle la vuelta a la situación».

Onésimo: «Lo normal, es cierto que es una situación un poco atípica. Firmamos justo cuando los chicos se iban de vacaciones. Hasta la semana que viene no hacemos semana de competición. Al equipo ya lo conocía porque lo había visto in-situ y porque lo había visto por televisión algún domingo. Era de lo equipos que veía habitualmente. No conoces a tus jugadores hasta que no trabajas con ellos. Lo que veo es una muy buena predisposición, es cierto que tenemos bastantes jugadores fuera por lesión, que no es lo ideal pero es parte de lo que tiene que pasar. En estas cuatro sesiones veo buenos jugadores y, en el fútbol, nosotros tenemos nuestra parte pero al final es de ellos. Era lo que más o menos preveía y lo he confirmado en estas sesiones. Si tienes buenos jugadores, puedes llegar a conseguir un equipo que juegue bien al fútbol y que enganche a nuestra gente. A todos en general, porque vamos a intentar jugar de la misma manera en casa que fuera. Y a nuestra gente en particular que es importante siempre tener esa comunión con nuestra afición. Yo me considero un entrenador muy cercano, yo no miento nunca a mis futbolistas. Los miro a la cara, los miro a los ojos y no los miento. Me da igual que sean titulares, que sean suplentes. Hay titulares y suplentes porque juegan once pero no suelen ser los mismos los que en marzo están que los que en septiembre estaban. Trabajo con todos, entonces me gusta conocerlos, cercanía, no solo fútbol. La gente piensa que ser entrenador es solo explicar cosas de fútbol pero es entenderse, es convencer, es ponerse en su lugar y saber por qué no está funcionando. Es algo más amplio y para eso tienes que conocerlos. Y no es lo mismo el carácter de un jugador que el carácter de otro. Hay jugadores en los que tienes que hacer mucho hincapié en charlas colectivas y otros que quizá necesitan primero una charla individual, más para saber en qué situación están. En las globales, lo que intento es poner aspectos de equipo, que tenemos que llevar todos a cabo y luego ir conociéndoles en la individual para hacer valoraciones y, luego, durante la semana trabajar a nivel colectivo. A mi me gusta ser muy cercano con mis futbolistas, de hecho, hay entrenadores que piensan que no y lo veo lícito pero yo tengo muchos jugadores míos que, después de nuestra estancia o durante, nos hemos hecho amigos personales. Y a mí no me influye nada, creo que es parte de nuestro trabajo, es algo que puede pasar. Yo me voy a aprovechar del trabajo que se ha hecho, hay una parte muy importante. Al final el fútbol son cuatro matices. Ya sabemos lo que hay de ganar a perder. Con 6 puntos más, que el equipo los podría tener pues casi que yo no estaría aquí. Es parte del juego. Yo sé lo que es mi profesión y a lo que vengo. También es una cuestión de listón. El equipo lleva muchos años haciendo cosas importantes, entonces la gente está acostumbrada a cosas importantes. Luego vienen los matices, lo que a cada entrenador le gusta. A mí me gusta que mi equipo sea el que marque la pauta del juego. Eso no significa que vayas a ganar pero sí que significa que vas a estar más cerca de hacerlo. Creo que tengo mimbres para hacerlo. Tenemos que cambiar de lo siempre: el acierto en las dos áreas, que se juegue mucho a lo que nosotros proponemos, que los uy! se conviertan en gol y que los goles que nos marcan se conviertan en uy!. Eso sería lo ideal, pero es parte del juego. No me asusta la situación en la que estamos porque obviamente no es la que queremos, no es la que tiene que tener el nivel de equipo que tenemos pero es parte de un año. A mí ya me ha pasado en otros lados. El fútbol no es como empieza, la promoción se juga en junio. Hay veces que en enero lo pasas jodido y lo pasas mal pero es parte del proceso. También jugamos contra equipos importantes y los rivales también juegan. Yo he sido jugador, hay muchos que dicen que eso no te da ventaja, otra cosa es que no la aprovechemos que también. Tenemos mucha ventaja porque hemos estado. En cuatro días de charlas, sé el que en no tengo que mirar más porque me hace caso sí o sí, sé el que está diciendo: «¿pero este qué dice?», y sé al que le tengo que ir convenciendo poco a poco, esa es nuestra ventaja. Veo muy buen disposición y para mí es fundamental. Creo mucho en la actitud con C, antes que con la aptitud con P. Si tienes la C, si corres como corre Miguel, ya le haremos correr mejor y ser más determinante, pero eso o se tiene o no se tiene. Esa disposición, en general, con mucho margen de mejora, la veo. La llegada de Onésimo no va a ser el cambio definitivo, insisto en que lo importante son los jugadores. Yo les voy a ayudar. ¿Qué les puedo decir a la afición? Que vamos a jugar muy bien al fútbol. En este deporte se elige la manera de ganar y la manera de perder. Eso no significa que vayamos a ganar todos los partidos, ni mucho menos. Tenemos rivales duros, rivales que tienen muy buenos jugadores. Pero yo creo que les tenemos que enganchar nosotros con nuestra manera de jugar, con nuestra manera de apretar. Al final es lo que quiere ver la gente. Yo durante muchos equipos en los que he estado como en Toledo, Vigo… la gente igualmente que hubiéramos perdido aplaudía a mis jugadores y yo creo que eso es importante. Eso es que ven que el equipo está. Muchas veces solo buscamos el resultado. Claro que yo quiero corregir sobre 3 puntos. Mucho mejor. Habrá partidos que ganemos en los que yo no me vaya del todo contento. Sí, porque he ganado, pero sé que tengo mucho trabajo por delante. Pero sé que va a haber otros en los que a lo mejor no ganemos pero es mi equipo: va, aprieta, la quiere, llega a área contraria, se ayudan. Todo lo que vamos trabajando pasa, igual no ganamos pero sabes que estas cerca de conseguirlo, sabes que es el camino. Y la afición yo creo que es un poco eso. Es verdad que miran el resultado, pero cuando van al campo y se divierten, si conseguimos eso, los vamos a enganchar. Si lo hacemos va a ser difícil que nos quiten puntos de aquí, yo estoy convencido. Nosotros tenemos un muy buen equipo. Eso es lo mejor que te puede decir un jugador, este lo dirá porque quiere jugar en Tarragona, lo conozco y quiere jugar. No, pero es lo mejor para los entrenadores, que los jugadores te digan eso, tanto públicamente como en privado. Porque yo creo que al final ser entrenador va con los logros. Cuanto más ganas, cuanto mejor te va pero también va con las sensaciones. Si tienes la sensación de que, cuando te vas, los futbolistas, todos o la mayoría de tus futbolistas, son mejores que cuando llegaste, esa sensación, al que es entrenador le llena. Le llena más, casi, que lo económico. Le llena más que lo que te digan por la calle, porque es a lo que te dedicas. Yo si pudiera seguiría siendo futbolista, ahora soy entrenador porque no puedo seguir siendo futbolista, por motivos obvios, pero ya que llevo más tiempo de entrenador que de jugador, disfruto mucho entrenando, mucho. Disfruto mucho en el día a día, en el campo con mis jugadores, viendo crecer a los futbolistas. Y para mí, que diga eso un jugador tuyo es algo que me gusta, que valoro mucho. Luego en el fútbol, para lo bueno y para lo malo, lo que has hecho en Vigo ya no cuenta, lo que has hecho en Girona ya no cuenta, lo que has hecho en Huesca, ya no cuenta, ahora cuenta lo que hacemos aquí en la isla y, la verdad, que son 6 meses que me ilusionan mucho. Porque creo que tengo mimbres para conseguir cosas importantes. Lo vais a ir viendo, no soy un entrenador de excusas, si la cosa va mal el responsable soy yo, asumo esa responsabilidad y si la cosa va bien son los jugadores y yo también, todos tenemos responsabilidad. Y los que me han traído y mi cuerpo técnico y mi gente. Creo que tengo jugadores para jugar bien al fútbol. Con eso, de momento, me basta. Luego hay que ir matizando, porque hay otro rival que también los tiene pero creo que, cuando ves que tienes mimbres, estás más cerca de conseguir lo que tú buscas. Cuerpo técnico, puede llevar Ancelotti y se lleva a su hijo… Primero, cuerpo técnico se pueden llevar muy pocos. Yo tengo gente que ha trabajado conmigo que me gustaría seguir trabajando con ellos, pero cuando yo no trabajo ellos necesitan seguir trabajando. Porque claro, sus hijos siguen comiendo, no esperan a que yo coja equipo y les pueda llevar. Segundo, si te fijas, en toda mi carrera creo que he llevado máximo una persona y he entrenado en Primera en Segunda, en todas las categorías. Creo mucho en la gente de los sitios. ¿Por qué? Porque creo que hay capacidad, soy un entrenador que los entrenamientos los hago yo. Luego doy su protagonismo al preparador físico en su faceta, a mi segundo entrenador, es muy importante para mí, porque me fio mucho de su opinión y me ayuda mucho a ver lo que hay. El entrenador de porteros, con los porteros, fisioterapeuta, cada uno en su función. Pero los entrenamientos los hago yo, lo que quiero que pase lo dirijo yo y luego doy el protagonismo a la gente. Me gusta la gente de los sitios porque quién va a querer más que gane el Atlético Baleares que la gente del Atlético Baleares. Que la gente que lleva desde pretemporada sufriendo, porque las cosas no van saliendo. Esa gente quiere y, luego, cuando tú tienes claro la tarea que quieres hacer pues, sumas a esto que por la categoría en la que estamos no puedes tener un “staff”, por temas también económicos. Hablé con Jordi y con Patrick, me comentaron y vimos que hay gente que para lo que yo quería me valían. Vimos que para estos seis meses estamos más que cubiertos. En cuatro días te digo que estoy muy contento con ellos. Una predisposición de David, en una situación que puede ser complicada, el profe muy bien, además que no tengo coche y me lleva… Y cuando ves eso, es muy importante. Es gente muy importante y, como no necesito mucho más, he accedido a trabajar con la gente capacitada del club”.

 

Recuerda si eres entrenador, jugador, directivo de un club o de una federación, o estás relacionado de alguna forma con este maravilloso deporte y te gusta escribir y compartir las novedades y noticias de vuestra actividad deportiva, aquí puedes hacerlo gratuitamente y llegar a toda la comunidad.
deportebalear@gmail.com