CRÓNICA JUVENIL NACIONAL CONSTANCIA 1 – CIDE 1

15 septiembre 2019 | Por | Categoria: -Portada, Futbol, General, Juvenil

CONSTANCIA VS CIDE

JUSTO EMPATE EN INCA

CONSTANCIA 1 – CIDE 1

Tras dos partidos disputados con equipos recién ascendidos, en la jornada 3 de la Liga Nacional Juvenil tocaba un “veterano” de la categoría y un equipo llamado a estar en la parte alta de la clasificación, el Constancia de Inca. En un partido que me atrevería a clasificar de táctico, por tanto poco vistoso, Constancia y Cide empataron a uno, resultado justo en mi humilde opinión.

El inicio del partido fue el típico de dos equipos que se saben parejos y que no quieren enseñar sus cartas. Como dos púgiles en un combate de boxeo se iban tanteando pero sin bajar al guardia (defensa), ambos sabían que un gol rápido en contra podría ser nefasto para sus intereses. El Constancia tocaba fácil en línea de defensa donde el Cide siplemente basculaba. Los escolares intensificaban su presión desde la línea de medios donde intentaba robar y lanzar rápidas contras. Fueron avanzando los minutos y los inquers fueron bajando su ímpetu inicial. Los colegiales fueron incrementando su dominio y construyendo su futbol desde atrás donde, sorprendentemente, salían con cierta facilidad por la baja intensidad defensiva de los locales en esa zona del campo. Esa fácil salida permitía la buena triangulación en el centro del campo y que el balón llegara cada vez con más facilidad al área local. Ese segundo cuarto de la primera parte fueron los mejores minutos de los visitantes. Llegaron las ocasiones. Una buena pared entre Marco Jaume y Alberto Sánchez, terminó con un disparo del ariete que rozó un defensa local para despejar a saque de esquina cuando el balón iba a gol. Un lanzamiento directo de Marco, tras falta cometida a él mismo, se fue fuera por muy poco. Hasta que en el minuto 25 un buen balón dentro del área es muy bien aprovechado por Alberto que, cuando se disponía a fusilar, es trabado por detrás, penalti claro. Amadou Konate, que ayer celebraba su cumpleaños, transformó la pena máxima al estilo panenka. Subía el 0-1 en el campo del Sallista que, visto lo visto, hacía justicia en el marcador. Tras adelantarse en el marcador los colegiales sabían que lo que ocurriera en esos 15-20 minutos de la primera parte iba a marcar el devenir del partido. Mantener o incluso aumentar el resultado a su favor podría suponer un golpe mortal para los inquers. El Cide se supo administrar esa ventaja o no le dejaron. A cinco minutos para finalizar la primera parte, si haber hecho mucho más el Constancia, un balón lanzado desde la línea defensiva local, es mal defendido por los colegiales lo que provoca un uno contra uno frente el meta Damián que parece repeler con cierta claridad el balón para posteriormente chocar con el delantero local. El colegiado no lo vio así y señaló la pena máxima con la consecuente incredulidad de los colegiales y el festejo de los locales. Lanza el penalti el buen centrocampista Josep Payeras y Damián repele adivinando la intención del jugador del Constancia. El colegiado manda repetir, de nuevo indignación en los visitantes. Es difícil saber si el colegiado acertó o no, pero reconozcamos que esta nueva norma no ayuda para nada a la labor de los árbitros, más bien les complica el trabajo. En esa segunda ocasión Payeras acertó, 1-1. Así acabó la primera parte, según mi criterio, demasiado premio para los locales pero …

La segunda parte fue otra cosa. Los locales ajustaron su sistema defensivo subiendo la línea de presión a campo contrario. Eso dificultó la salida de balón de los colegiales y, en consecuencia, el balón no fluía con tanta facilidad en el centro del campo. Se abusó algo del juego directo. No sé si fue por ese motivo o por otros motivos que no detecté pero la realidad es que el Constancia se hizo con el control del partido. No hacía un futbol exquisito y de toque pero llegaba con cierta facilidad. La tuvieron en varios remates de cabeza tras lanzamiento de falta y, de nuevo, en un uno contra uno, que, habiendo gala de una de las especialidades de la casa, atajó el buen cancerbero Damián. Mediada la segunda parte, en una de las pocas ocasiones en las que el balón salió bien desde atrás, Pau Mateu desde la posición de pivote lanza un balón al carril zurdo donde aparece Jordi Casas, llega a línea de fondo, pase de la muerte a Amadou el cual, cede a Marco cuyo buen disparo es repelido por el guardameta local, Mateu Vaquer, en una excelente intervención. Pudo ser el 1-2, que posiblemente hubiera encarrilado la victoria. El Constancia insistía pero su falta de acierto dentro del área y/o las buenas intervenciones defensiva de los visitantes no permitieron la remontada. Los últimos minutos fueron para los visitantes que tuvieron varios balones parados que no fueron rematados con peligro. Pau Mateu tuvo la última en un rechace en el semicírculo del área pero su  disparo flojo y mal dirigido acabó lejos de la portería local.

En definitiva, una parte para cada equipo y, valorando los 90 minutos, resultado justo que pudo decantarse tanto para unos como para otros. La semana que viene visita Son Rapinya el Mallorca “B”, esto es un no parar.

 

Deje su comentario

  • Mantente informado